Cuidados posteriores a una cirugía de vesícula por laparoscopia

junio 5, 2021

Cuidados posteriores a una cirugía de vesícula por laparoscopia

Conoce todo lo referente a los cuidados de cirugía de vesícula por laparoscopia; las reacciones o síntomas que puedes presentar de manera normal, y las acciones que debes cuidar como la dieta.

La cirugía de vesícula por laparoscopia o colecistectomía laparoscópica, es un procedimiento en el que se opera la vesícula con ayuda de un laparoscopio. En este tipo de operación de vesícula, se realizan de 3 a 4 incisiones en el abdomen para introducir los instrumentos de operación y abrir lo menor posible el cuerpo del paciente. Las incisiones que se realizan son pequeñas, apenas de unos cuantos milímetros, por lo que la curación es rápida y no requiere de reposo por mucho tiempo. 

La cirugía laparoscópica de vesícula, se puede realizar para extraer la vesícula, por inflamación producida por piedras u otras causas. Aunque es una cirugía de poco riesgo, existen casos donde pueden aparecer complicaciones; estas se presentan según el peso del paciente, cardiopatías crónicas que se padezcan, diabetes, cronicidad de la inflamación etc. También, la toma previa de anticoagulantes, y otros medicamentos puede causar problemas durante la cirugía. Si usted está medicado de manera controlada, o toma a diario un medicamento, hágaselo saber al médico en su cita previa a la cirugía.

¿Qué pasa después de una cirugía de vesícula por laparoscopia? 

Por lo regular el paciente se mantendrá en observación durante 24 horas posteriores a la cirugía, en algunos casos puede requerir más tiempo. Una vez dado de alta, podrá irse a su casa con cuidados estrictos y deberá guardar reposo total por una semana o quince días. Generalmente, durante la segunda semana posterior a la cirugía de vesícula por laparoscopia, el paciente podrá realizar más actividades según la valoración del especialista.

Se le dará medicamento, el cual ayuda a evitar infecciones, dolor y espasmos musculares; a pesar de esto, puede presentar dolor y punzadas en las heridas. No debe tomar ningún otro medicamento hasta que el médico lo autorice, es importante que no ingiera nada fuera de su receta. También, se deben realizar curaciones a las heridas durante el baño diario con agua y jabón neutro.

Dieta

El proceso postoperatorio de la cirugía de vesícula por laparoscopia, incluye una ligera modificación de la dieta, por lo menos, en los diez días posteriores. Esta debe incluir líquidos (para volver a regular el funcionamiento del intestino). También, debe ingerir alimentos ricos en fibra, y evite el consumo de alimentos grasos, picantes, gasificados y lácteos. 

Pasado este periodo de 10 días, puede comenzar a agregar algunos alimentos, evitando aun la grasa excesiva, el picante y los gasificados; por lo menos, un mes después de la cirugía de la vesícula por laparoscopia.

Actividad física

La actividad física después de la cirugía de vesícula por laparoscopia, se puede retomar de a poco. Los primeros días, es recomendable que guarde reposo, camine un poco en el interior de su casa e intente subir y bajar escaleras. Si esto le causa mucha molestia suspéndanlo, y retómelo durante la segunda semana; su cuerpo irá por sí solo dando señales de que puede aumentar la actividad realizada. 

Algo importante es, no levantar cantidades de peso mayores a 4 kilos, en un periodo de tres meses; esto para lograr la recuperación absoluta de los tejidos abiertos. Después de ese tiempo podrá volver a hacer ejercicio, y pasados los seis meses puede comenzar a levantar peso, sin problema alguno.

Síntomas posteriores a una cirugía de vesícula por laparoscopia 

Hay síntomas naturales, posteriores a una cirugía de vesícula por laparoscopia. Estos se presentan en el primer mes posterior a la cirugía, y en algunos casos pueden extenderse hasta el segundo. El dolor o las punzadas son normales en las primeras semanas después de la cirugía, es una reacción normal de su cuerpo. Además de estos, otros síntomas que puede presentar después son: 

  • Dolor abdominal 
  • Punzadas en los puntos de la herida 
  • Comezón en la herida 
  • Dolor al reír, estornudar o pujar al ir al baño 
  • Ligera diarrea, o evacuaciones acuosas.
  • Estreñimiento 
  • Dolor en algunos movimientos corporales 
  • Molestias al estirar los brazos 
  • Náuseas (esto es solo durante los 3 o 4 días posteriores de la cirugía) 
  • Fatiga o cansancio 
  • Inflamación abdominal

¿A dónde puedo acudir para realizarme una cirugía de vesícula por laparoscopia?

Si usted reside en Guadalajara, zona metropolitana o sus alrededores (El salto, Tlajomulco, Ajijic, Chapala, etc.), y tiene más dudas sobre este tema, o requiere de un diagnóstico, puede agendar una cita en CEGA.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Add Your Comment

Abrir chat
¡Hola!
¿Te gustaría agendar una cita en Guadalajara, Jal. México?
Abrir chat
¡Hola!
¿Te gustaría agendar una cita en Guadalajara, Jal. México?